LA SEGURIDAD SOCIAL

LA SEGURIDAD SOCIAL

Una de las materias mas trabajadas en la legislación española, esta relacionada con la seguridad social, siendo uno de los instrumentos legales mas destacables la Ley 23/2013, que dispone sobre el Factor de Sostenibilidad y el indice de Revalorización del sistema de pensiones de la seguridad social, como factores determinantes para la cuantificación de las pensiones.SEGURIDAD SOCIAL

El Factor de Sostenibilidad, únicamente aplicable a las pensiones de jubilación , el cual entrara en vigor a partir de 2019, obedece al propósito de “ajustar la cuantía inicial de la pensión de la jubilación de acuerdo con el criterio de la esperanza de vida, de manera que se mantenga una proporcionalidad entre las contribuciones efectuadas por empresarios y trabajadores en virtud de la vida laboral del trabajador”.

Abogados indican, que con la aplicación del Índice de Revalorización de todas las pensiones se establece un nuevo criterio de valoración, con el cual se incrementan las pensiones en la misma proporción del Índice de Precios al Consumo; es decir que la cuantía de las pensiones, se establecerá, tomando en consideración la diferencia entre los ingresos y los gastos del pensionado.

Otras leyes que rigen la materia de la Seguridad Social

Asimismo, el Real Decreto Ley de Medidas para favorecer la contratación estable y mejorar la empleabilidad de los trabajadores, establece en su disposición final tercera, una nueva redacción del artículo 109 de la Ley General de la Seguridad Social, LGSS, que establece novedosas disposiciones para determinar “las remuneraciones que integran la base de las  cotización de los trabajadores del Régimen General de la Seguridad Social, incrementando notablemente los conceptos retributivos cotizables”.

Según despachos de abogados, en el caso de indemnización por fallecimiento, suspensiones y traslados, se limita la exención hasta la cuantía máxima prevista en la norma sectorial o en el convenio colectivo aplicable, mientras que en el caso de las indemnizaciones por despido o cese, el límite exento acoge el criterio establecido en el Estatuto de los Trabajadores.

En este aspecto, quedan excluidas de la base de cotización, “las cantidades que perciba el trabajador por concepto de prestaciones de  la Seguridad Social, las mejoras de prestación por incapacidad temporal concedidas por las empresas y las asignaciones destinadas para satisfacer gastos de estudios dirigidos a actualización, capacitación o reciclaje del personal a su servicio, cuando tales estudios vengan exigidos por las características del trabajo”.

Ley de Presupuestos Generales del Estado

Otro de los instrumentos, desarrollado por el estado español, que trata la materia de la  Seguridad social, es la Ley de Presupuestos Generales del Estado, 2014, que establece los tipos de cotizaciones, así como las cantidades máximas y mínimas de éstas, con el señalamiento inicial de pensiones y el Índice de Revalorización de éstas, estableciéndose en un 0,25%, el límite máximo de las pensiones  a partir del año 2014.

Esta ley establece en el artículo 13, del Capítulo III sobre la Seguridad Social que “la financiación de la asistencia sanitaria, a través del presupuesto del Instituto Nacional de Gestión Sanitaria, se efectuará con dos aportaciones finalistas del Estado, una para operaciones corrientes, por un importe de 211.084,65 miles de euros, y otra para operaciones de capital, por un importe de 11.191,18 miles de euros, y con cualquier otro ingreso afectado a aquella entidad, por un importe estimado de 1.072,46 miles de euros”.

Los aportes del estado al IMSS

Igualmente, en los aparte 2 y 3, se dispuso que el Estado español aportaría en el año 2014,   7.633.020,00 miles de euros al sistema de la Seguridad Social, con el propósito de financiar los complementos para pagos de pensiones y 6.125,00 miles de euros para apoyar la gestión del Instituto de Mayores y Servicios Sociales, cifra que deberá revisarse conforme al incremento inflacionario.

Cabe destacar que “(…) el ritmo de ejecución de este crédito para financiar los complementos para mínimos de las pensiones, se adecuará a las necesidades financieras de la Tesorería General de la Seguridad Social y a las necesidades derivadas de la ejecución del Presupuesto del Estado”, y las cancelaciones de estos aportes por parte del estado, “requerirán el informe favorable del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas para cada libramiento”.

www.gbasociados.com

Escrito por 

Despachos de Abogados y Administradores de Fincas MADRID BILBAO BIZKAIA.